EL DÍA EN QUE NICARAGUA REPITIÓ SU HISTORIA

Diego Acuña
Pasante FUNPADEM
Estudiante Relaciones Internacionales UNA

El pasado 6 de noviembre fueron celebradas las elecciones presidenciales en Nicaragua, y contrario a la expectativa de la comunidad internacional, no hubo ninguna sorpresa. Una serie de hechos que germinaron desde el gobierno del presidente anticonstitucional Daniel Ortega y su frágil y corroída estructura democrática, suscitaban el favorable resultado de un 72,5% a su favor  y el de su cónyuge ­ — ahora vicepresidenta — Rosario Murillo contra su débil (o inexistente) oposición. Igualmente se escogieron a 90 diputados a la Asamblea Nacional y 20 al Parlamento Centroamericano (PARLACEN).

La presidencia por tercera vez consecutiva de Daniel Ortega presenta una ironía casi absurda. Nicaragua representó una de las naciones de América Latina sumidas bajo un régimen dictatorial en los años setenta, como lo fue en la dinastía de los Somoza. Perpetuado por tres generaciones de su familia que ostentaron el poder por largos periodos de tiempo: Anastacio Somoza García (1937 y 1947), Luis Somoza Debayle (1956 y 1963) y Anastacio Somoza Debayle (1967 y 1972 y 1974 y 1979). Irónico es entonces que quien ayudó a derrocar al último descendiente de la dinastía Somoza en 1979, vaya a sumar ahora (de cumplirse su nuevo periodo presidencial) más años que cualquiera de estos tres, ¿es cíclica la historia nicaragüense?

En tal sentido, podría decirse que esta comparación es vana, ya que el régimen de los Somoza fue déspota, coercitivo y opresor. No obstante, el gobierno de Ortega se aleja de ser indulgente, democrático y transparente. Este, ha trabajado revocando y manipulando los distintos poderes del Estado y su democracia.

Reflejo de esto, es que a pesar de que el artículo 5 de la Constitución de Nicaragua garantiza el pluralismo político, esto dista mucho de la praxis en el país. De la misma forma, en el 2010 al declararse “inaplicable” el artículo 147 de la Constitución de Nicaragua [1] que no permitía la relección de los presidentes. Lo es también el hecho de que se expulsaran 28 diputados de la Asamblea Nacional. Más recientemente la evidente negación de Daniel Ortega de observación al proceso electoral, excluyendo así a la Organización de los Estados Americanos (OEA), a pesar de ser miembro de este organismo supranacional (ver ¿Elecciones en Nicaragua? https://pensandodesdecentroamerica.wordpress.com/) Por tal motivo, el Departamento de Estado de los Estados Unidos se pronunció vehementemente externando su preocupación en contra del “proceso viciado de elecciones presidenciales y legislativas en Nicaragua”[2]. Esto, se ve respaldado también por el hecho de que en el padrón electoral aún estén personas fallecidas habilitadas a votar y la cedulación de muchos ciudadanos[3] (Unión Europea 5; 2011).

Esta serie de hechos son mediatos y no solo permiten indicar un futuro político y democrático degradante, sino también al gobierno de Ortega como ilegítimo y  dinástico al postular a su esposa como vicepresidenta. De no ser así ¿por qué no permitir observación electoral en unos comicios transparentes y legítimos? De acuerdo al Consejo Nacional Electoral de Nicaragua, el 68,2 % ejercieron su derecho al voto, contrario a lo señalado por varias organizaciones que indican más bien un 70% de abstención electoral realizado de acuerdo a un sistema de muestreo en la población a través de correos y llamadas telefónicas[4]  (CNN; 2016)

El futuro democrático de Nicaragua dista a ser inclusivo, transparente y participativo. Para esto debe existir una oposición robusta y organizada que funja como contrapeso a las acciones tomadas por el gobierno orteguista, que su Constitución Política sea aplicada, y que exista observancia y presión internacional en los procesos políticos. A pesar de que el General Humberto Ortega se ha pronunciado encarecidamente defendiendo la Constitución[5] y en contra de Rosario Murillo, no mantiene una línea discursiva constante que se separe de la de su hermano[6]. En la sociedad reside la base de una buena democracia, por lo que los nicaragüenses deben participar de forma activa, y así poder ilustrar lo que tan bien expresó Rubén Darío: “Si pequeña es la Patria, uno grande la sueña. Mis ilusiones, y mis deseos, y mis esperanzas, me dicen que no hay patria pequeña. Y León es hoy a mí como Roma o París…”

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

Chamorro, E. (2016). Humberto Ortega: “Nadie proclama una dinastía”. Recuperado de: http://www.laprensa.com.ni/2016/09/02/politica/2093636-humberto-ortega-nadie-proclama-dinastia el 8 de noviembre del 2016.

Lugo, L. (2016). Controversia en Nicaragua por los datos de participación en las elecciones. Recuperado de: http://cnnespanol.cnn.com/2016/11/08/controversia-en-nicaragua-por-los-datos-de-participacion-en-las-elecciones/#0 el 8 de noviembre del 2016.

Salinas, C. (2016). EE UU califica de “proceso viciado” las elecciones de Nicaragua. Recuperado de: http://internacional.elpais.com/internacional/2016/11/07/america/1478556405_072675.html el 8 de noviembre del 2016.

Rubén, D. (S.F). El patriotismo de Rubén Darío. Recuperado de: http://www.asamblea.gob.ni/dpcsa/rb9.pdf el 8 de noviembre del 2016.

Suárez, R. 2014. El presidente Daniel Ortega y su hermano, dos puntos de vista para dirigir Nicaragua. Recuperado de: http://www.abc.es/20120829/internacional/abci-general-humberto-ortega-201208281653.html el 8 de noviembre del 2016.

Wallace, A. (2016). La reelección de Daniel Ortega, el sandinista que ayudó a derrocar a los Somoza y ahora gobernará Nicaragua por más tiempo que cualquiera de ellos. Recuperado de: http://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-37850222 el 8 de noviembre del 2016.

Unión Europea. (2011). Informe Final: Elecciones Generales y al Parlacen 2011. Recuperado de http://www.conexiones.com.ni/files/96.pdf el 8 de noviembre del 2016.

[1]Sobre la violentación al artículo 149 de la Constitución de Nicaragua: http://www.laprensa.com.ni/2015/04/18/politica/1817180-la-ilegalidad-que-persigue-a-ortega

[2]Acerca del comunicado de Estados Unidos sobre las Elecciones de Nicaragua http://internacional.elpais.com/internacional/2016/11/07/america/1478556405_072675.html

[3] Informe Final Elecciones Generales y al Parlacen 2011: http://www.conexiones.com.ni/files/96.pdf

[4] Sobre los comicios de Nicaragua: http://cnnespanol.cnn.com/2016/11/08/controversia-en-nicaragua-por-los-datos-de-participacion-en-las-elecciones/#0

[5] El presidente Ortega y su hermano, dos puntos de vista para dirigir Nicaragua: http://www.abc.es/20120829/internacional/abci-general-humberto-ortega-201208281653.html

[6] Declaraciones de Humberto Ortega sobre la postulación de Rosario Murillo: http://www.laprensa.com.ni/2016/09/02/politica/2093636-humberto-ortega-nadie-proclama-dinastia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: